COMPARTIENDO VIDA,TECHO Y PAN CON JÓVENES AFRICANOS

COMPARTIENDO VIDA,TECHO Y PAN CON JÓVENES AFRICANOS

Jorge, cura, nos deja entrever brevemente su vida, compartiendo ‘techo y pan’ con toxicómanos, inmigrantes, marginados …

COMPARTIENDO VIDA, TECHO Y PAN CON JÓVENES AFRICANOS

Hola, soy Jorge de Dompablo, párroco de Nuestra Señora de la Guía. Son ya 27 años siendo Cura y, en estos años, queriendo responder a la llamada de Dios en varias parroquias y en cada lugar concreto; y también en cada persona desde el simple -nada más y nada menos- compartir de tú a tú las situaciones de cada día, mis problemas y los suyos. Hablar y estar juntos.

Unos primeros años, por la fuerza de la necesidad, fue en el mundo de la droga. Cientos de jóvenes en Madrid y, en concreto, en el barrio de Hortaleza sumidos en ese túnel maldito, como ovejas sin pastor ¡A cuántos he visto sufrir y morir!, y ¡a cuántos con dolor, pero con alegría, salir adelante! Sin saber, pero con cariño

He compartido otras muchas necesidades, tanto materiales como espirituales, a lo largo del tiempo y los lugares donde he estado: acogida de marroquís, reparto de bocadillos, personas de la calle, subsaharianos …

Estos últimos 4 años, vi la necesidad, oí el grito de los inmigrantes sin papeles, sin trabajo, marginados y en condiciones infrahumanas. Yo soy Cura, y desde la responsabilidad de ir por delante siempre, he tenido la urgencia de dar testimonio de mi fe y de mi vida. ¡Cómo hablar de servicio a los pobres, si yo vivo en mi mundo, o si me acerco a ellos y luego me voy al calor de mi casa!

Desde el principio acogí a algunos de los toxicómanos en mi casa y siempre viví con ellos. Ahora con inmigrantes subsaharianos. Llevamos 4 años viviendo 7 chicos africanos y yo, compartiendo techo y pan, alegrías y sufrimientos, fiestas y detenciones hasta conseguir que todos tengan papeles y ahora búsqueda de trabajo. El curso pasado fuimos juntos de vacaciones a Galicia, a la casa de un matrimonio de la parroquia. Fue una convivencia impresionante.

Dios se nos hace presente cada día. Y esta experiencia que es de amor; va marcando nuestras vidas

Os recuerdo: todo empieza estando juntos …

Jorge de Dompablo, cura
No hay comentarios

Inserte un Comentario